lunes, 2 de junio de 2014

Los Villares CF, un rival con pedigrí para cuartos de final

CD Villanueva - Los Villares CF (Ida 1/4 de final Copa Subdelegado)
Un Tercera División regresa en partido oficial al San Blas

El sorteo de cuartos de final de Copa Subdelegado celebrado la semana pasada en la sede de la Federación Jiennense de Fútbol trajo en suerte al CD Villanueva el contrincante que nadie quería. La fortuna de las bolas enfrentó al cuadro villanovense con Los Villares CF, único club de Tercera División en competición y máximo favorito al título.

El equipo villariego es un clásico copero de la última década. Finalista en la temporada 2011/2012 en la que cayó ante el Villacarrillo CF, semifinalista en tres de las últimas cuatro ediciones, busca refrendar su permanencia en el grupo IX de Tercera División, con un trofeo que se le resiste. Los rojillos, debutantes este año en la cuarta categoría del fútbol español, lograron su objetivo de evitar el descenso gracias a un gran inicio de segunda vuelta y a su buen rendimiento en el José Antonio Manrique, lo que les permitió tener un colchón para el sprint final (finalmente, 17º a dos puntos del descenso). Los Villares CF puede denominarse como la bestia negra villanovense en Copa Subdelegado. En las últimas campañas, el club villariego se vio las caras con el CD Villanueva en dos ocasiones, y en ambas, eliminó a los villanovenses. En la temporada 2005/06,  Los Villares superó al Villanueva en octavos de final. En la ida, en el San Blas, se produjo un empate a 1 con gol de Gulik para los locales. En la vuelta, Los Villares goleó 4 – 0 y apartó de cuartos de final a la plantilla dirigida en aquel entonces por José Manuel Casas. En la 2010/2011, de nuevo en octavos de final, Los Villares se cruzó en el camino villanovense. Los rojillos arrollaron al plantel de Jesús Cuevas al que vencieron por un global de 9 – 3 en la eliminatoria. En la ida,  en el San Blas se llevaron el triunfo por 1 – 3 mientras que en la vuelta, certificaron su pase a cuartos con otra goleada, en esta ocasión 6 – 2. Esta vez, ambos equipos coinciden en cuartos de final, nuevamente la ida es en Villanueva del Arzobispo aunque ahora hay varias categorías de por medio entre unos y otros.


Los Villares CF ha llegado a esta ronda desde el grupo 5. Los pupilos de Rafa Ruano han sido líderes con 10 puntos, por delante de Valdepeñas y Fuensanta. En el partido inaugural, aún en liza en Tercera División, sumaron un empate (1 - 1) ante sus vecinos de la Pandera. Posteriormente, vencieron al Fuensanta (4 - 0), golearon al Valdepeñas (0 - 4) y, ya clasificados matemáticamente, volvieron a superar al Fuensanta en el duelo previo a los cuartos de final (2 – 4). Su técnico, Rafa Ruano, mantiene gran parte del grueso de la plantilla con jugadores muy veteranos y con calidad como Juanito, Mutiu, Samu o Mario. A su falta de gol, uno de sus problemas a lo largo del año, la medicina se llama Carrillo. El delantero marteño, que esta temporada empezó en Segunda B con el Lucena CF y terminó la temporada en el Martos CD, ha sido el refuerzo para mejorar los guarismos de cara a gol. El atacante jiennense es un killer, ya lo demostró en Martos, en Mancha Real, donde volverá a jugar el año que viene, y en su anterior etapa en Los Villares.  De momento, acumula varios tantos en esta Copa.

El próximo miércoles a las 20.30 la Tercera División regresará al Municipal de San Blas en partido oficial. Oportunidad única para la afición villanovense de reverdecer viejos laureles ante un rival de lo mejor de la provincia. Si nos atenemos a su categoría y a sus números, el sexto equipo provincial tras el Real Jaén, el Linares Deportivo, el Atlético Mancha Real, el Martos CD y el Villacarrillo CF. La directiva, ante una cita tan especial, ha puesto a la venta entradas anticipadas a 3 euros, ya que el precio de taquilla se ha estipulado en 4 euros. Se espera un buen ambiente para apoyar al equipo ante un grande. El reto se antoja sumamente complejo pero pocos imaginaban al CD Villanueva en cuartos de final, y muchos menos tras vencer en el Arroyo y aplastar (5-1) al CD La Puerta. El equipo de Alejandro Arce tiene licencia para soñar después del rendimiento expuesto en el último mes. Enfrente habrá un coloso; la receta para derribarlo, poner toda la ilusión del mundo.